Noticias

Cómo reducir el impacto de una crisis en las operaciones de la cadena de suministro

Muchas empresas en el sector se están preguntando cómo reducir el impacto del COVID-19 (alias coronavirus) en torno a sus operaciones, empleados, clientes y transportistas. La buena noticia es que hoy en día disponemos de muchas posibilidades gracias a digitalización de las soluciones de logística y cadena de suministro actuales.

Os compartimos algunas maneras en las que podemos ayudar a «aplanar la curva» desde nuestras empresas:

Reducir el impacto de la crisis en la cadena de suministro gracias a la digitalización y a las nuevas tecnologías

Habilitar el distanciamiento social.

Esta estrategia consiste en cambiar el proceso logístico y la tecnología implicada en él, para permitir que los empleados, clientes y proveedores, que necesiten seguir operando, mantengan una separación razonable entre ellos, así como de las superficies que podrían haber sido tocadas por otros.

  • Evitar las firmas presenciales.
    Cuando se entrega una mercancía, es habitual necesitar una firma por parte del receptor que de conformidad a la misma, sin embargo esta práctica va en contra de los objetivos de distanciamiento social, pues necesario compartir el mismo el mismo dispositivo para ello. Algunos clientes lo están eliminando, pero si todavía necesitas esa firma, nuestra sugerencia es usar una fotografía de la entrega realizada, con la persona que normalmente habría firmado con el «pulgar hacia arriba», junto a los bienes entregados, fácil y económico. O quizás también podáis utilizar soluciones como Signaturit que permiten enviar y firmar los documentos de manera telemática sin necesidad de contacto físico, aunque en este caso, tiene un coste.

  • Minimizar el papel.
    Sabemos que el COVID-19 puede durar horas en las superficies y el papel es una superficie. No hay necesidad de seguir generando muchos recibos y documentación en papel y entregarlos en mano a los clientes, conductores y empleados. Operar sin papel se ha demostrado que reduce los costos de operación y acorta los ciclos de pago. Si con quien operas necesita ayuda para gestionar la documentación en formato digital, échales un cable, será beneficioso para ambas partes.

  • Automatizar los procesos de registro y llegada.
    Hoy en día podemos y deberíamos utilizar el rastreo en tiempo real de los camiones en base al GPS de la flota. Con ello podemos enviar notificaciones de llegada de nuestra flota o de los transportistas, reduciendo así la cantidad de veces que necesiten entrar en nuestras instalaciones o en las de nuestros clientes o proveedores, para avisar de su llegada. Además así, es posible anticiparse a la recepción de la mercancía, optimizando los tiempos de parada.

Reequilibrar la flota.

La pandemia está creando desequilibrios críticos en las entregas, ya que algunas empresas se enfrentan a una grave escasez de capacidad de entrega y otras están experimentando una drástica desaceleración de su negocio y tienen un exceso de capacidad. Para algunas empresas, el reto pasa por mejorar drásticamente su productividad y aportar nueva capacidad y, para otras, el reto radica en la minimización absoluta de los costos de la flota.

Muchas de las soluciones de optimización de rutas tienen la capacidad de realizar escenarios de modelización estratégica gracias a la inteligencia artificial, en los que se pueden evaluar rápidamente nuevas políticas y prácticas de entrega. Si hemos hecho un buen trabajo manteniendo los datos actualizados en nuestra solución de optimización de rutas, ya disponemos de la base que necesitamos para realizar un ejercicio de modelización estratégica.

La modelización estratégica permite aumentar la productividad, aumentando la capacidad y disminuyendo los costos. Además, hoy día puede suponer una forma de marcar la diferencia respecto a la competencia, ya que las políticas y las prácticas pueden aplicarse más rápidamente, que realizar cambios en los activos y en los recursos.

Reevaluar el abastecimiento.

El coronavirus ha expuesto las debilidades en las estrategias de abastecimiento de muchas empresas. Tanto para buscar una solución actual, como de futuro, las empresas debemos diversificar nuestra red de suministros. Pero ¿dónde se encuentran estas nuevas fuentes?.

Hoy en día existen soluciones de inteligencia comercial global, que utilizan datos de envíos de todo el mundo, para modelar los flujos comerciales a nivel internacional y localizar nuevos proveedores Estas soluciones permiten mirar más allá de la cadena de suministro actual, para ver todas las empresas que suministran dichos productos alrededor del planeta.

Con suerte, las medidas que se han puesto en marcha en todos los países, ayudarán a mitigar la pandemia del COVID-19 más pronto que tarde. Mientras tanto, debemos hacer todo lo posible para mantener a todas las personas que dependen de nosotros seguras y sanas, para que los bienes más esenciales puedan continuar fluyendo como deben, mientras sobrevivimos a este vaivén económico.

Estos son solo algunos ejemplos, pero hay muchas más cosas que podemos hacer como profesionales de la cadena de suministro y la logística para ayudar. Empezando por cumplir las restricciones y siguiendo por el sentido común.

Share

¿Deseas más información?

CONTACTA CON NOSOTROS